ÚLTIMAS NOTICIAS

jueves, 21 de agosto de 2014

BALTANÁS, MAGAZ DE PISUERGA Y VILLAVIUDAS BUSCAN FÓRMULAS QUE MEJOREN SU CONEXIÓN EN AUTOBÚS CON PALENCIA.

Varias localidades cerrateñas han decidido unir sus fuerzas para buscar una fórmula que mejore las comunicaciones con la capital.
Baltanás, Villaviudas y Magaz de Pisuerga se han puesto manos a la obra con el objetivo de ampliar el horario actual y, con ello, facilitar a sus vecinos sus desplazamientos hasta Palencia.
Las tres localidades son conscientes de que las frecuencias actuales son insuficientes o no se adaptan a las necesidades de los usuarios.
Esto se ha traducido en que el primer paso a dar consiste en saber qué horarios son los más demandados y qué días de la semana son los que más uso tiene el autobús.
Eso se sabrá con la colaboración de los viajeros y potenciales usuarios. Se ha sugerido a los vecinos que comuniquen a sus respectivos Ayuntamientos el número de veces por semana que utilizarían el autobús, sus horarios de preferencia y las paradas donde lo tomarían.
Con esos datos, una vez analizados, se trataría, en primera instancia, de lograr la ampliación del horario actual  y con ello facilitar a los residentes en Baltanás, Magaz de Pisuerga y Villaviudas sus viajes a la capital.

Los tres Consistorios cerrateños son conscientes de que avanzar en esta materia propiciará ahorro económico para las familias, conciliación de la vida laboral y familiar y, algo en lo que también inciden, asentamiento de población rural «en definitiva luchar contra la despoblación», sentencian.
Los datos que se recojan en las encuestas vecinales, además de ser analizados por los Ayuntamientos, se trasladarán a la Junta de Castilla y León, Administración con la que ya han mantenido contactos los responsables municipales.
El caballo de batalla al que se enfrentan muchas localidades situadas en una horquilla de 10 a 30 kilómetros de la capital es la dificultad de encontrar una fórmula que permita mantener un servicio regular de transporte de viajeros con la capital.
Dificultad que se centra principalmente en las cuestiones económicas. No es rentable mantener rutas con un ratio de viajeros que no cubren siquiera gastos. Ni siquiera las aportaciones municipales en algunos casos palían esta situación lo que hace inviable el mantenimiento de las líneas.
Baltanás, Villaviudas y Magaz de Pisuerga inician ahora un camino sin explorar con anterioridad, el de sumar en lugar de buscar soluciones individuales.



Fuente: Diario Palentino.